12 razones por las que estudiar un MBA

Gran éxito en el Evento “Encuentro con Directivas: EME Lidera”
17 julio, 2018
5 aspectos esenciales a tener en cuenta a la hora de optar por un MBA
5 aspectos esenciales a tener en cuenta a la hora de elegir un MBA
27 noviembre, 2018
12 razones por las que estudiar un MBA

12 razones por las que estudiar un MBA

Si has llegado hasta aquí es porque estás pensando en cursar un MBA y dar un salto de calidad en tu carrera profesional.

La sigla MBA responde a las palabras Master of Business Administration, es decir, Maestría en Administración de Empresas o Master en Administración y Dirección de Empresas. Se tratan de cursos de posgrado dirigidos a titulados universitarios que quieren desarrollar su carrera en el mundo empresarial.

Los MBA tienen su origen en las universidades americanas y es una de las formaciones de más prestigio a nivel internacional. En España, las escuelas de negocios son los organismos que concentran la mayor parte de la oferta en MBA.

Los MBA son los master más cursados a nivel mundial. El enfoque y la metodología académica empleados en sus clases lo convierten en el posgrado más cercano a la realidad empresarial.

Pero, ¿qué tipos de MBA existen?

MBA Executive

Están pensados para perfiles ejecutivos que desean mejorar su formación en negocios y requieren de un horario flexible para poder cursarlo sin dejar de trabajar. Como, por ejemplo, el eMBA Executive Master Business Administration.

MBA International

Este programa suele tener una duración de 12 meses y se organiza para que la formación y las prácticas se puedan realizar en varios países, como en el caso del MBA Master Internacional Hispano – Luso.

MBA a tiempo completo o parcial, online o presencial

Cada vez es más usual encontrar diferentes modalidades de MBA que permitan al estudiante compaginar formación y trabajo. Permitiéndole elegir la carga lectiva que desea asumir y el horario que mejor se adapte a su ritmo de vida.

12 razones por las que estudiar un MBA

Existen multitud de motivos por los que cursar un MBA, ya que no solo se trata de una excelente herramienta para mejorar cualitativamente en el terreno profesional, sino que también es un recurso clave para crecer a nivel personal.

Veamos los beneficios personales y profesionales de estudiar un MBA:

1. Aumenta las posibilidades de encontrar empleo

El hecho de tener en el currículum un MBA no garantiza por sí mismo un trabajo. Sin embargo, sí aumenta las posibilidades de ser elegido para un puesto o ser ascendido dentro de la misma compañía. Diversos estudios avalan que los jóvenes con mayor nivel de formación son los que registran las tasas más altas de ocupación.

2. Acceso a un empleo más cualificado

Las formaciones de posgrados están muy bien valoradas por las empresas, especialmente las relacionadas con las áreas de empresariales y administración. Por esta razón, los MBA se perpetúan año tras año como uno de los favoritos entre los profesionales que buscan dar un salto en su carrera laboral. Los estudios de grado son generalistas y los masters aportan a quienes lo cursan la diferenciación que demanda el mercado laboral.

3. Mejores condiciones laborales

Un master no solo significa la expectativa de obtener un trabajo mejor, también conlleva unas buenas condiciones laborales, un mejor salario y la posibilidad de ascender y progresar profesionalmente.

4. Rápida recuperación de la inversión inicial

Dado que los alumnos que estudian un MBA acceden a puestos de trabajo con una buena remuneración, la inversión económica que tienen que hacer cuando inician el master, la recuperarán en un breve periodo de tiempo.

5. Learning by doing

La formación práctica es fundamental para el desarrollo de las habilidades del alumno, pues le ayuda a acercarse a la realidad útil y práctica de todas las áreas de la empresa.

La metodología de enseñanza sin duda es una de las piezas clave que avalan el éxito de ITAE Business School, en la que el alumnado adquiere los conocimientos más académicos mediante el método “Learning by doing”, de forma que encuentra la utilidad a lo aprendido.

6. Habilidades directivas

Los MBA preparan a los alumnos para la toma de decisiones, situándolos en diferentes escenarios y permitiéndoles aprender y desarrollar los diversos tipos de liderazgo. De esta manera, adquieren la agilidad y versatilidad necesarias para ser resolutivos ante situaciones reales en el ámbito empresarial.

7. Dinamismo y flexibilidad

El panorama económico está en continuo cambio, desencadenando distintos paradigmas a los que las empresas deben adaptarse con agilidad, pues de eso dependerá su éxito. Los MBA dotan al alumnado de la flexibilidad y el dinamismo necesarios para adaptarse a estas nuevas circunstancias.

8. Emprendimiento

Un MBA está orientado a desarrollar en los alumnos habilidades emprendedoras. Esto les aporta la seguridad y los conocimientos necesarios para emprender sus propios negocios, o bien, promover y gestionar de manera proactiva diferentes áreas en el seno de una empresa. En definitiva, los prepara para asumir las responsabilidades de dirigir una compañía y afrontar las dificultades que puedan presentarse.

9. Pensamiento estratégico

El pensamiento estratégico es una habilidad que facilita el logro de los objetivos, no solo en el ámbito de los negocios, sino también, a nivel personal. Este pensamiento involucra una estrategia, un plan de acción coordinado y enfocado hacia un logro relevante. En un MBA se prepara al alumno para anticipar el efecto de las acciones y tener una visión a largo plazo, creativa y orientada a la consecución de objetivos puntuales.

10. Experiencias enriquecedoras

Estudiar un MBA aporta experiencias enriquecedoras al alumnado, especialmente cuando se estudia un MBA Internacional con estancias en el extranjero. Estudiar en países diferentes permite a los alumnos conocer múltiples culturas que les harán crecer personal y profesionalmente.

11. Internacionalización empresarial

Cada vez más, las empresas miran al exterior para alcanzar nuevas oportunidades de negocio. Por esta razón, el mercado laboral requiere de perfiles profesionales que tengan una visión global y estratégica de la empresa. Estudiar un MBA proporciona al alumno esa concepción integral de los negocios.

12. Consolidación de red de contactos

Estudiar un MBA permite conocer a compañeros de profesión y a profesores consolidados en el mundo de los negocios, generando posibilidades de colaboración. Ésta es una fantástica manera de hacer networking y crear una red de contactos útil para el futuro.